Alicia Orce, fundadora de ‘Yo porteo, tú porteas’ y del grupo ‘Mamás canguras de Aragón’, defiende los beneficios del porteo ergonómico. En la imagen, con su hija Sofía, que ahora tiene cuatro años.Facebook”

 

La psicóloga zaragozana Alicia Orce era en 2008 “la madre rara”. La que no defendía el “cachete a tiempo” y era partidaria de la lactancia prolongada. “Me sentía bastante sola y recurrí a las redes sociales para dar el pecho más allá de los 9 meses”, señala.

De ese interés por compartir con otras madres y buscar lo mejor para el niño surgió hace tres años el grupo Mamás canguras de Aragón’, que cuenta hoy con miles de seguidores en redes sociales, pero también un proyecto de vida: el porteo, un sistema de transporte del bebé que asegura un contacto continuo con el niño, favorece su desarrollo y facilita la vida de los padres. 2015 fue para Alicia el inicio de algo altruista que nació por amor al arte. “Mi idea era trabajar como psicóloga pero poco a poco fui a más. Me formé en Sevilla en la escuela ‘Entre nudos’ y asistí en Madrid a una escuela de profesionales del porteo ergonómico“, recuerda.

Una mano mágica para Javier

Leer más

Así nació Yo porteo, tú porteas Zaragoza, un proyecto pionero en Aragón que ha permitido a esta psicóloga trabajar como autónoma, pero siempre con un fin social: el de ayudar a otras mamás. “Cuando vi el ‘feedback’ que tenía quise luchar por este sueño para aportar dinero a mi familia, pero ha sido y es algo más. Entre madres se apoyan mucho y es lo que busco, no solamente vender portabebés sino ser una referencia que está con las familias”, puntualiza.

En la actualidad, es madre de tres hijos: Javier, de 10, Mateo, de 7, y Sofía, de 4. Con el primero, que nació sin su mano izquierda, Alicia cogió una excedencia de tres años para estar a su lado. “Quise darle lo mejor y la diferencia me ayudó a cambiar. Yo no pensé que sería así como persona o como madre. Me transformé. Veía la maternidad como algo de marujas y cuando fui madre pensé: ‘Nos han engañado’. En diez años he visto un cambio a mejor, hacia una crianza más respetuosa“, asegura esta emprendedora, que fundó en 2015 el grupo de ‘Mamás canguras de Aragón’ y posteriormente lanzó el proyecto ‘Yo porteo, tú porteas Zaragoza’. “Surge como una pasión de transmitir lo maravilloso que es llevar al bebé cerca, luego ya me espabilé por redes sociales y Youtube. Hablas con la excusa de comprar un fular y haces amistad hasta el punto de irme a Madrid para conocer a cinco madres canguras, cada una con su maleta de trapos para compartir su experiencia, colocárnoslos en el parque y enseñarnos las unas a las otras. Todo esto es lo que he querido transmitir aquí. Como yo encuentro el amor por el tema del ‘trapicheo’ fuera de Zaragoza, mi ilusión es crear una red de madres que disfruten del porteo y que el porteo sea una excusa para vincularnos, para apoyarnos y sostenernos“, confiesa.

Beneficios del porteo ergonómico

¿Sabes lo que es el porteo ergonómico?

Leer más

Hoy, además de tener su propia tienda online de portabebés, Alicia da charlas en asociaciones y centros de salud para hablar de los beneficios del porteo ergonómico, cada vez más respaldado por pediatras, psicólogos y enfermeros. Así conoció a María Martín, que es matrona en una clínica turolense dedicada a la mujer y hace guardias en el Hospital de Jaca. “Empecé a dar las charlas sola porque tengo un niño de tres años al que porteo desde que nació”, relata. Los beneficios son muchos y, según señalan los expertos, van desde evitar plagiocefalias (el aplanamiento de una parte del cráneo) a favorecer el apego, pasando por mejoras en el desarrollo fisiológico del niño (en cuanto a la espalda o las caderas). “La lactancia la ha fomentado muchísimo pues estamos viendo que las mamás que quieren dar el pecho, al llevar al niño encima de ellas, el porteo les favorece, y pasa lo mismo con el tema del vínculo. En mi caso, hasta mi madre ha porteado al niño y el apego con la otra persona es brutal”, subraya María, que se podría pegar “horas” hablando de los beneficios de la lactancia y el porteo. 

En el grupo de Facebook, todas ellas encuentran un espacio para apoyarse y compartir consejos: desde cómo dormir al niño a qué hacer cuando llora y les falta ayuda. “Vivimos acelerados para parar y tomar un café. Las madres se ven muy solitas y a través de las redes sociales se pone en valor la crianza”, defiende Alicia, quien reivindica ante todo el respeto hacia otras madres.

Ella, a raíz de la maternidad, también ha sentido el juicio de la sociedad en su conjunto. “A partir del año está mal visto dar el pecho y es muy duro recibir miradas. Me han tachado incluso de machista por querer estar con mi hijo“, lamenta esta psicóloga. 

Hoy, esa red de madres que ha conseguido crear en Aragón le devuelve el ‘feedback‘ de una manera muy positiva y siente que además de clientas muchas de esas personas son amigas. “A mí personalmente me viene muy bien el quedar con otras mamás. Es algo que nos beneficia a todas“, subraya.

La equiparación de los permisos de paternidad y maternidad es una cuestión que esta psicóloga comparte, pero a medias, pues critica que la ley sigue sin tener en cuenta el cambio social que está habiendo. “Lo normal es enamorarse del bebé y querer estar con él. Por qué forzar esos duelos de separarse de lo que más quieres. Llevamos 30 años con 16 semanas de permiso. Es prehistórico. Eso no es avanzar en una sociedad que está cambiando. Mientras los padres y madres estamos dando importancia a los bebés, el Gobierno no lo está haciendo. Todo va de necesidades económicas…”, lamenta. 

Iniciativas solidarias y un ‘flashmov’

Precisamente las necesidades de otras mamás han sacado su lado más solidario. Hace poco protagonizó un ‘flashmov‘ sobre el porteo juntando a diversas familias de Aragón que se volvió viral; y más recientemente recaudó fondos a través de otro proyecto para ayudar a las familias de la asociación de prematuros Estelar. “Me enteré de que no tenían dinero porque han perdido la ayuda del Gobierno de Aragón, así que hicimos calendarios solidarios y les donamos 1.600 euros”, cuenta orgullosa.

El 98% de los seguidores del grupo en Facebook son mamás, pero Alicia se muestra muy contenta porque en sus charlas cada vez hay más padres que acuden mientras ellas están en reposo. “Que un padre quiera portear es que está habiendo un cambio. Los jóvenes de entre 30-40 años son padres que miman a la mujer, cuidan de la madre y quieren cuidar del bebé. Quizás por eso esa reivindicación de una baja paternal larga. Pero el bebé necesita a la mamá y seguiremos cogiendo excedencias para estar con ellos“, concluye esta psicóloga, ‘mamá-cangura’ y emprendedora. 

https://www.heraldo.es/noticias/aragon/zaragoza/2018/11/17/alicia-orce-psicologa-ilusion-crear-una-red-madres-que-disfruten-del-porteo-apoyarnos-1277939-2261126.html